la prevención

CUALQUIER PERSONA de cualquier edad puede padecer pediculosis (infección de piojos). La población de más riesgo se centre en los 3-12 años de edad. Por esto, un contagio es tan común como un resfriado. Por lo tanto, aconsejamos a todos los padres que les pasen a sus hijos la lendrera semanalmente, desde los tres años hasta que se vayan a la universidad.

 

Esta claro que esta práctica, aunque sencilla, no se suele llevar a cabo con la frecuencia necesaria. Pero si hay ciertas medidas que se pueden seguir para una buena prevención para toda la familia:

 

 

SI SOSPECHA DE UN CONTAGIO:

 

  • Revisa la cabeza si observas a tu niño rascándose o quejándose de picor
  • Examina principalmente la zona de la nuca, detrás de las orejas y la coronilla
  • Si no encuentras piojos, asegurate de que no hayan liendras 
  • Revisa a toda la familia

 

 

SI HAY CONTAGIO:

 

  • Hazle una buena limpieza al niño(s)
  • Avisa al tutor/profesor del centro educativo
  • Informa al niño de que no acerque la cabeza con otros y que no comparta peines, cepillos, gorras etc.
  • A las niñas peinarlas con coletas, moños o trenzas
  • Lava los artículos que hayan estado en contacto con la cabeza; peines, cepillos, gomillas, orquillas, gorras etc.
  • Lava la ropa de cama y toallas que hayan sido utilizadas por el niño
  • Si el niño utiliza sillita de coche, lava la funda
  • Los peluches y todos aquellos artículos que no se puedan lavar, se pueden apartar en bolsas de plástico cerradas entre 24-48 horas 

 

 

DESPUÉS DEL TRATAMIENTO:

 

  • Asegúrate de tener una buena LENDRERA que retire eficazmente las liendres
  • Pásale la lendrera una vez por semana, siempre cuando le laves la cabeza al niño y con el acondicionador/suavizante en el pelo
  • Utiliza un REPELENTE eficaz como un champú o un spray que lleve vinagre o alguna esencia (anís, árbol de té...)

 

 

 

Y SI TODO ESTO TE RESULTA UNA PESADEZ, LLÁMANOS

PRODUCTOS RECOMENDADOS POR ADIÓS BICHITOS

adiós bichitos en  redes sociales